Frío como el acero (Factoría de Ideas, 2012), de Dan Simmons

Frío como el acero

Hace años que Dan Simmons (Illinois, EE.UU., 1948) figura en todas las antologías de la ciencia ficción principalmente por las novelas de Hyperion, una larga y ambiciosa historia dividida en dos volúmenes donde parecía querer sintetizar todo un género y escribir la novela de ciencia ficción total. Un género el de la ciencia ficción donde se habla del futuro y de mundos remotos pero que en sus mejores momentos es un destilado del presente en el que nos cuentan cómo somos y cómo pensamos nosotros aquí y ahora; el presente que percibe el autor proyectado y amplificado aunque, en el caso que nos ocupa y una vez leías las casi 1500 páginas de las novelas sobre Hyperion, no supe si me habían tomado el pelo, si es que el autor era un ingenuo o si tal vez éste pensaba que lo era el lector.

Como buen profesor de literatura inglesa, introdujo mucha metaliteratura en Hyperion, e incluso incluía un relato en el que homenajeaba El largo adiós de Raymond Chandler. Por eso no es de extrañar que con los años escribiera una serie de novela negra  estándar, sin mundos remotos, viajes por el tiempo ni máquinas inteligentes de la que Frío como el acero forma parte. Pero aunque la novela negra nunca ha tenido las pretensiones de la ciencia ficción y su ámbito de acción ha sido siempre más la moral que la metafísica, también ha exigido más verosimilitud que su compañera literaria y la trama de esta novela está demasiado sobrecargada de mafias, asesinos en serie, corrupción, traficantes e incluso agentes de la CIA. Le ha faltado meter al KGB y alguna mención al asesinato de Kennedy para cubrir con superficialidad todo el catálogo de lugares comunes del género mediante una trama que, por lo demás, tiene más fugas que el colador de la leche. Tan sólo el trasfondo ruinoso de la industria pesada de EE.UU. en la época actual de los Google y Apple aporta credibilidad e interés.

Dan SimmonsSi el autor quería escribir una serie de novelas alimenticias para pescar en los abundantes caladeros de lectores de la novela negra, probablemente haya tenido éxito. Si pretendía aportar algo al género negro, su fracaso es estrepitoso. Pero si dijera que el maestro de la ciencia ficción, Dan Simmons, ha escrito una novela flojilla no podría justificar por qué me convenció para que la leyese hasta el final. Es el misterio de los escritores con oficio, que consiguen a pesar de todo atraparte hasta el final de su novela.

——————–
Ficha técnica:
Frío como el acero (Factoría de ideas, 2012), de Dan Simmons.
Título original: Hard as Nails (2003)
Tapa blanda con solapas.318 páginas.
Calificación: 2 Cadáveres (Entretenida)
About these ads

8 comentarios to “Frío como el acero (Factoría de Ideas, 2012), de Dan Simmons”

  1. Pues no apetece leer nada de él. Imagino que es necesario escribir incluso sobre novelas-autores de 2 fiambres…. pero se queda uno desconsolado. ;-)

  2. uncadaverenmiblog Says:

    Hola, Flames.

    No me gusta reseñar novelas que no me hayan gustado demasiado pero es que este año no estoy teniendo suerte con mis lecturas. A Simmons le leí porque es el autor de Hyperion y tenía curiosidad. Pero no ha habido suerte tampoco. Me estoy releyendo El largo adiós ….

    Saludos.

  3. Pues “El largo adios” no la he leído…. así que tomo nota. Y por lo que veo no la tienes reseñada.

  4. uncadaverenmiblog Says:

    Flames, El largo adiós es considerada la mejor novela de Chandler. No la he reseñado porque hace mucho que la leí. Al final, las mejores novelas no las reseñas porque no son novedad.

    Si buscas una edición, Alianza Editorial reedita periódicamente todas sus novelas en su edición de bolsillo.

    Saludos.

    Saludos.

  5. Yo también leí Hyperion, y estube tentado de leer tambien los que sacó de la Ilíada…éste lo he tenido en la mano un par de veces, pero algo me decía que no, gracias que hice caso a mi instinto, me he ahorrado una mala lectura veo, éste hombre rezuma bestsellerismo por todas partes, y no tengo nada en contra, pero ya veo que eso le pesa…

    saludos!

  6. uncadaverenmiblog Says:

    Hola, Aramys.

    Pues sí, es de los autores que meten de todo en la novela para que no se note que en realidad hay muy poco. Se podía haber intuido en Hyperion pero para mí esta es la confirmación. En mi opinión es prescindible, aunque oficio no le falte.

    Saludos.

  7. La Hyperion que yo conocí incluía a Kavafis, Baudeleire, Rimbaud, haikus,….

  8. uncadaverenmiblog Says:

    Jeje, nada que ver Flames. Aunque a este autor pretensiones no le faltan.

    Saludos.

Deja un comentario

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s

Seguir

Recibe cada nueva publicación en tu buzón de correo electrónico.

Únete a otros 273 seguidores

%d personas les gusta esto: